MetroStars recibe al Crew este domingo en Nueva Jersey.
Chris Putman/MLS/WireImage.com

Por la llave de la Copa

MetroStars juega el próximo domingo lo que muy bien puede ser una final adelantada. Por más que aún resta un buen trecho para finalizar la temporada, nadie puede desconocer la importancia de este partido de seis puntos, que los dirigidos por Bob Bradley deberán afrontar en su próximo compromiso. Columbus llega con un récord impresionante de encuentros sin perder, con dos objetivos claves, llegar a diez juegos sin derrotas y alcanzar la punta de la Conferencia del Este. Los góticos tendrán que borrar y empezar de nuevo, pero argumentos le sobran como para aspirar también al triunfo.

Será un encuentro excepcional, como pocos en el transcurso de la temporada. Si gana el equipo de Bradley se pondrá otra vez cinco puntos encima de quien parece ser el único capaz de comprometer la obtención de la Copa del Este. Si pierde, habrá hipotecado seriamente su chance de ser campeón de su Conferencia y si el resultado es de empate, el margen de incertidumbre seguirá creciendo aún más. La duda será entonces saber hasta dónde podrá Columbus continuar con su racha ascendente y por el contrario, cuando más habrá que esperar la recuperación del equipo local.

Desde luego que en filas góticas nadie piensa en una derrota. Todo lo contrario. Hay argumentos sólidos como para considerar que tanto el partido ante Dallas como el último compromiso frente a Colorado, el primero como local en el Estadio de Los Gigantes y el segundo en el Invesco Field de la ciudad de Denver, fueron dos resultados accidentales, donde la mala fortuna y fundamentalmente las ausencias que obligaron a algunas variantes de jugadores y de estrategia, incidieron para que no se consiguiera un mejor rendimiento.

El domingo el equipo estará casi completo y el entrenador Bob Bradley podrá contar con la mayoría de los miembros del plantel, intentando volver al libreto original, jugar como han demostrado que puede hacerelo, tratar bien el balón, intentar una salida rápida, pero no apurada y de manera fundamental, sorprender al rival con la habilidad personal de algunos jugadores y la fuerza ofensiva de quienes tengan la oportunidad de actuar. En especial en ataque el técnico puede disponer de varias cartas para ir jugando de acuerdo a como se plantee el encuentro. Wolyniec y Glen han sido los titulares habituales en los últimos encuentros, pero la recuperación de Fabián Taylor hace pensar que puede ser también tenido en cuenta, mientras que Sergio Galván es, hoy por hoy, un recambio interesante, si es que se desea cambiar en algún momento, el estilo de fútbol que practica MetroStars.

Bradley que quedara muy preocupado en la última presentación por el rendimiento de los responsables de generar fútbol en el sector medio, volverá a contar con un Amado Guevara en la plenitud de sus condiciones físicas y ello es muy importante. Es posible que también esté a la orden Mike Magee con lo que el plantel estará completo, desde luego que se mantienen las ausencias de Ziaide, Lisi, Gilberto y Michael Bradley. Y deberán estar muy atentos para no cometer demasiadas infracciones ni Bonseu ni Clark, ambos al borde de ser suspendidos automáticamente por un partido, por acumulación de puntos negativos Será un encuentro duro, donde la defensa, que es seguro vuelva a tener la presencia del capitán Eddie Pope, debe tener mayor concentración que los dos últimos juegos, para alcanzar una sincronización entre los centrales que estuvo lejos de ser perfecta, sin descuidar el juego aéreo y de manera especial, los marcadores laterales, a cuyas espaldas se han generado muchas brechas peligrosas. Por otra parte, si se insiste en una marcación zona con cuatro hombres en el fondo, éstos deben procurar pararse muy cerca de la línea central del terreno de juego, procurando forzar el fuera de lugar de los rivales y desde luego que el arquero Walker tiene que estar muy atento para ser siempre el último hombre y salir a cubrir la espalda de sus compañeros, cuando alguno quedara enganchado.

Columbus cuenta con un plantel muy parejo y motivado, una firme defensa donde sobresale la capacidad para ir arriba del lateral izquierdo Frankie Hejduk, hombre de selección sin duda, tres o cuatro trabajadores incansables en medio juego, Elliot, Oughton, Maisonneuve, nuestro conocido Manny Lagos, aunque los dos últimos no han sido titulares en los últimos juegos y algunos buenos atacantes en Buddle, algo intermitente y desde luego Cunningham y sobre todo Martino que está pasando por un excelente momento.

No será fácil para los locales, pero el peso de sus estrellas debe hacerse sentir para volcar la balanza a su favor. MetroStars sabe que se juega mucho más que los tres puntos en disputa y los aficionados también, razón por la cual se espera una concurrencia muy importante, quizás la mayor de las registradas en la presente temporada.