Playoffs Scoreboard

Recap
Leg 1
11/23 FINAL
1LA
0SEA
RECAP
Recap
Leg 2
11/30 9:20pm
SEA
LA
ESPN
Western Conference Championship
Recap
Leg 1
11/23 FINAL
1NY
2NE
RECAP
Recap
Leg 2
11/29 3:00pm
NE
NY
NBCSN
Eastern Conference Championship

Ex estrella del LA Galaxy David Beckham le pone fin a dos décadas de una laureada carrera futbolística

NUEVA YORK - El retiro ha sido un fantasma constante que rondó a David Beckham en los últimos años.

Para el astro inglés, la idea de ponerle fin a dos décadas de una exquisita carrera profesional ha sido una decisión minuciosamente meditada y hoy ya es una realidad.

A sus 38 años de edad, y tras haber ganado la Ligue 1 de Francia con su último club Paris Saint-Germain, Beckham ha decidido ponerle fin a su laureada carrera futbolística.

“Siento que es el momento correcto para ponerle fin a mi carrera, jugando al máximo nivel”, dijo Beckham en un comunicado.  “Si me hubiesen dicho cuando era joven que iba a jugar y ganar trofeos con el club de mis amores Manchester United, que iba a ser el capitán de mi país más de 100 veces y que jugaría para los clubes más grandes del mundo, hubiese dicho que era una fantasía”.

Tras una década de éxitos sin precedentes en el Manchester United, donde el inglés jugó un total de 394 partidos y marcó 85 goles en todas las competencias ganando un sinnúmero de títulos en la Liga Premier, la FA Cup, la UEFA Champions League, entre otros; Beckham recaló en el gigante español Real Madrid en 2003 donde jugó por cuatro temporadas antes de su salto a la MLS en 2007.

Con Los Merengues ganó dos títulos de La Liga y una Supercopa de España – en 115 partidos jugados y 20 goles marcados en todas las competencias - hasta que en enero del 2007, David Beckham sorprendió al mundo al anunciar que llegaría a Los Angeles Galaxy de la Major League Soccer en verano de ese mismo año.

En sus seis campañas en la MLS, donde tuvo breve paso por el AC Milan italiano (2009-2010), Beckham conquistó dos Copas MLS en las temporadas 2011 y 2012 con un total de 118 partidos jugados y 20 goles marcados.

A finales del 2012, Beckham anunció que se iba del Galaxy y no fue hasta inicios del 2013 cuando se supo que su destino sería el Paris Saint-Germain francés.

Con el PSG, Becks jugó un total de 11 partidos y conquistó el pasado 12 de mayo la Ligue 1 con el cuadro francés. 

A nivel de selecciones, Beckham ha jugado 115 partidos con Inglaterra y marcó 17 goles, de la cual fue su capitán.

¿Qué le depara el futuro a Beckham?  Aun no se sabe a qué de dedicará una vez culmine esta temporada con el PSG – aún quedan dos partidos en disputa ante Stade Brestois (18 de mayo) y Lorient (26 de mayo) – pero rumores lo vinculan con un posible retorno a la MLS como dueño de algún club de expansión.

“Siento que estoy empezando una nueva aventura y estoy genuinamente emocionado por lo que se viene adelante”, dijo Beckham sobre su futuro.  “He sido muy afortunado de haber tenido muchas oportunidades durante mi carrera y ahora siento que es mi tiempo para retribuirles”.

LOS MOMENTOS DE BECKHAM EN SUS SEIS AÑOS EN LA MLS

Es casi imposible enlistar los momentos más grandiosos de David Beckham en la MLS sin el riesgo de perderse alguno.  Hubo muchísimos buenos momentos  (más de 66,000 aficionados abarrotaron el viejo Estado de los Gigantes en agosto del 2007, una selección en el Equipo Ideal y haber levantado la Copa MLS en 2011), también los hubo malos (las críticas de Landon Donovan a Beckham en un libro en 2009 o la ruptura del tendón de Aquiles mientras jugaba a préstamo con AC Milan en 2010), pero lo que es cierto es que a nadie le quedará la menor duda de que: con Beckham nunca fue aburrido.

Las amplias sonrisas de Tom Cruise vestido de traje en los partidos del LA Galaxy en 2007. Una absoluta implosión y golpe técnico en 2008, cuando el Galaxy tuvo un promedio de más de 26,000 aficionados por partido en el Home Depot Center pero terminó como sexto en la Conferencia del Oeste.

El préstamo al AC Milan en 2009, y la eliminación de la Copa MLS ese mismo año.  Otra oportunidad perdida en 2010, cuando se curó de la lesión del tendón de Aquiles justo a tiempo para ver como FC Dallas silenció al Galaxy en su propia cancha para llevarse el título de la Conferencia del Oeste.

Y después en 2011, quizás su mejor temporada individual y como compañero de equipo: Beckham ganó su primera y única selección en el Equipo Ideal de la MLS después de compilar momentos destacados en 26 partidos jugados y 15 asistencias, además de ayudarle a Landon Donovan con el pase para el gol de la victoria en la Copa MLS y después celebrar a rabiar el título en el downtown Los Ángeles.

Beckham dejó bocas abiertas junto a Jesse Marsch en el mejor momento individual de un SuperClásico. Dejó parado al portero Sam Cronin de San Jose con bombazo de unas 25 yardas que posteriormente hizo titulares en Inglaterra por supuestamente haberse peleado con la mascota de los Quakes.  Se perdió además un partido de la MLS porque fue invitado de honor a una de las bodas reales más grandes en las últimas décadas.

Él es el único jugador de la MLS que formó parte de la ceremonia de apertura de unos Juegos Olímpicos.  Él confrontó fuertemente a aficionados en Kansas City y Los Ángeles.  Adornó las vallas publicitarias de Times Square con sus interiores de H&M. Marcó un gol en el Home Depot Center desde unas 70 yardas y acumuló una gran cantidad de goles exquisitos que arruinaron noches en mercados de expansión como Portland y Montreal.

En 2012, su último año en la MLS, Beckham se despidió de la afición que lo amó y odió a lo largo de seis campañas con una segunda Copa MLS al hilo, la misma que dejó estampado su nombre convertido en leyenda que contará la historia del antes y después de David Beckham en los Estados Unidos.