Andrew Farrell, un humilde e intimidador guerrero

FORT LAUDERDALE, Florida - La historia de este espigado defensor (mide un metro ochenta) es quizás una de las más interesantes del Combine. Nacido en Louisville, Kentucky, Farrell se trasladó con su familia a Lima, Perú cuando tenía tan solo cinco años. Allí, creció jugando al fútbol y viviendo de cerca la pasión del deporte en Suramérica.

Si bien Farrell no nació en Latinoamérica, es un jugador con raíces peruanas y que forjó su fútbol en el país inca. Por lo mismo hace parte de este grupo de futbolistas hispanoamericanos destacados por FutbolMLS.com, en la Prueba Anual.

Cada vez que habla acerca de Perú es imposible para Farrell ocultar una sonrisa. Recuerda especialmente la tranquilidad que con la que vivía en Lima, y sobre todo, el hablar acerca del anticucho y la causa, le hacen agua la boca.

“Para mi fue difícil al principio llegar a Perú, pues no entendía porque me tenia que ir de Louisville. Pero cuando tuvimos que regresar con mi familia a los Estados Unidos, no quería volver, y fue mucho más complicado asimilar el cambio”, confiesa Farrell, quien regresó con su familia a los EE.UU. cuando tenia 15 años.

Sus padres, partieron hacia Lima como misioneros junto con sus dos hermanos, y Farrell se sumergió de inmediato en la cultura peruana. “Yo diría que le debo a Perú lo que soy hoy como futbolista y como persona. La unión familiar y los valores que adquirimos viviendo en Lima nos hicieron crecer y eso te hace sentirte mas tranquilo”, reconoce Farrell, quien obtuvo su grado universitario en administración deportiva.

Gracias a vivir en Perú, es uno de los pocos jugadores bilingües de la Prueba Anual, y con un marcado acento peruano, Farrell recuerda que creció viendo jugar al Alianza Lima y admirando desde pequeño a Jefferson Farfán.

Sin embargo, su fútbol se ha ido alejando al del delantero del Schalke 04 a medida que ha madurado. Farrell comenzó jugando en la Universidad de Louisville como mediocampista, pero debido a su contextura física y poder de recuperación fue trasladado al sector defensivo, donde se ha destacado como defensa central.

Fue nombrado el Defensa del Año en 2012 de la Conferencia Big East y fue semifinalista al premio Hermann Trophy (el más prestigioso que se le otorga a un futbolista universitario).

La Prueba Anual refuerza a Farrell

Antes de llegar a la Prueba Anual, Farrell firmó un contrato con Generation adidas, un programa que profesionaliza a jóvenes futbolistas, permitiéndoles ingresar a la Major League Soccer. Durante el Combine se ha convertido en uno de los jugadores que ha robado las miradas de los entrenadores de la MLS.

Previo al evento en Fort Lauderdale, muchos no cuestionaban su habilidad como defensor, pero sí su capacidad técnica y de controlar del balón. Sin embargo, luego de dos partidos, Farrell ha demostrado porqué es uno de los jugadores favoritos para ser escogido entre las primeras selecciones en el SuperDraft.

El viernes por la tarde, fue el hombre que comandó defensa de adiZero (equipo azul) y quien hizo mas fácil el trabajo para un cuadro que ganó contundentemente por 4-0; aunque por poco, reciben un gol tras un error del mismo Farrell.

“A veces intento hacer más de lo necesario y por eso tengo que simplificar mi juego. Por momentos me confió de mas y suceden estas cosas, por eso debo seguir madurando en mi posición”, señaló Farrell acerca de un episodio durante el juego, en el cual su arquero salvó al equipo.

Humilde y sin reservas acerca de lo que debe mejorar, es otro de los factores que maravillan acerca de Farrell.

En ese primer encuentro de la Prueba Anual, Farrell envió una pelota en profundidad desde la mitad de la cancha hacia Ashton Bennett quien terminó anotando lo que sería el segundo gol de su equipo, en una muestra de la visión de juego del defensor (Video a continuación).

Dos días después, Farrell, ha reafirmado las posibilidades de ser escogido como la primera selección en el SuperDraft, tras una actuación estelar, de nuevo como defensa central. “Me sentí mejor en el partido pasado, porque en esta ocasión tuve que jugar como central y lateral derecho. Me siento mucho mas cómodo como central y creo que so se notó en los momentos que estuve ahí”, afirmó Farrell tras el segundo partido que disputó en el Combine.

A favor y en contra con la mira puesta en el SuperDraft

Las mejores cualidades de este jugador son su fuerza y que nunca da por perdida una pelota. Lo sencillo y sereno que es fuera de la cancha lo deja ahí, para transformarse en un ser recio y determinante cuando entra en ella. Son de aquellos defensas sólidos en el área, guerreros que intimidan a los delanteros contrarios con su físico (apropiado para la MLS) y que además sorprenden con una que otra perla de habilidad con el balón en momentos de alta presión.

Por otro lado, es un jugador al cual se le cuestiona su exceso de confianza en algunos instantes, y de no adaptarse fácilmente en alguna otra posición dentro del campo. Hay quienes afirman que podría jugar como volante de contención, pero que aun necesita mostrar más acerca de su habilidad para arrastrar líneas.

Farrell fácilmente podría ser la primera selección del SuperDraft, lo cual indicaría que calaría en Toronto FC. El equipo canadiense necesita de futbolistas que le brinden seguridad en todas sus líneas, luego de la triste campaña del año anterior, y Farrell caería muy bien dentro del nuevo engranaje que pretende el entrenador Ryan Nelsen.

Veremos cómo se define el destino y de 37 futbolistas más el próximo 17 de enero en el SuperDraft, en vivo desde Indianápolis. Toda la cobertura, por supuesto, en FutbolMLS.com.