Duro golpe para el United la lesión de De Rosario

De Rosario takes a break

Photo Credit: 
Getty Images

WASHINGTON, DC. — Si ya el D.C. United se encontraba en una situación delicada de cara a su clasificación a la liguilla, la lesión que dejó afuera por el resto de la temporada a su capitán Dwayne De Rosario termina de comprometer sus posibilidades.

Luego de someterse a exámenes radiológicos en Washington, el club confirmó el jueves que el mediocampista se perderá entre 10 y 12 semanas, como resultado de la lesión que sufrió en su rodilla izquierda el martes 11, mientras jugaba con la selección nacional de Canadá ante Panamá por las eliminatorias al Mundial.

“Absolutamente desgarrante, para ser honestos. Con una fuerte fe y perseverancia voy a regresar para vestir orgullosamente los colores del club”, dijo De Rosario en su cuenta de Twitter.

En caso de que esté fuera sólo por diez semanas, De-Ro regresaría a la acción a finales de noviembre, si es que el United sigue en competencia en esos días, una o dos semanas antes de la MLS Cup que este año se jugará el 1 de diciembre.

A juzgar por lo que agregó De-Ro en esa red social, el club puede salir adelante sin él.

“Tenemos importantes juegos por delante y nos vamos a recuperar”, dijo el canadiense que evidentemente tampoco podría participar en una hipotética semifinal o final de su club.

Es cierto que las lesiones están a la orden del día en cualquier equipo y para cualquier jugador, pero hay casos que en el papel lucen más graves que otros, sobretodo cuando se trata de hombres como el canadiense que motorizan totalmente a un club. Algo con lo que el técnico del equipo Ben Olsen está de acuerdo pero que obviamente no lo dejará con los brazos cruzados.

El canadiense jugó 25 de los 26 juegos que lleva el equipo esta temporada, marcó siete goles para llegar a 100 en su carrera en la liga y agregó doce asistencias en su segunda campaña en el club, al que llegó en 2011 con una maleta cargadas de pergaminos de la MLS para coronarse como Jugador Más Valioso del torneo.

“De-Ro es nuestro capitán, un gran jugador e imposible de reemplazar”, dijo Olsen.

“Dicho eso, nosotros tenemos talentosos jugadores que van a dar la cara en su ausencia. Esa lesión no va a ser una excusa para renunciar a las metas que nos pusimos como equipo al comienzo de la temporada”, agregó Olsen.

Es que luego de tener una primera mitad de temporada de ensueño, los capitalinos se han venido en picada y caído al sexto lugar de la clasificación en la Conferencia Este, un punto por debajo del Columbus Crew que ocupa el quinto y último cupo disponible a la liguilla.

United (12-10-5, 41 puntos), y con siete partidos por jugar, tendrá que empezar a ganar sin De Rosario tan pronto como este sábado cuando reciba en su sede del RFK al New England Revolution, un partido que le podría servir de paso para establecer un nuevo récord para la franquicia de 13 juegos consecutivos sin perder, si es que gana o empata ante los Revs.

El encuentro en DC, servirá también de escenario para el reencuentro de los internacionales hondureños Andy Najar, del United, y Jerry Bengtson del New England Revolution, miembros de la selección de ese país que se metió entre las mejores ocho del mundo en los recientes Juegos Olímpicos de Londres 2012.