Crónica: EE.UU. 1-0 Jamaica...Estados Unidos endereza el rumbo

Herculez Gomez and Rodolph Austin

Photo Credit: 
Getty Images

 

Estados Unidos volvió a la victoria en la Eliminatoria mundialista al vencer a Jamaica en el Crew Stadium. Un solitario gol e Hérculez Gómez le permitió a Estados Unidos igualar a Jamaica y Guatemala en siete puntos en la tabla. Los clasificados al hexagonal final de la CONCACAF se definiran en las próximas dos fechas.
 
Estados Unidos salió dispuesto a limpiar la imagen que dejó el viernes en Jamaica cuando cayeron 2-1. Liderados por Clint Dempsey, los de las barras y las estrellas salieron a arrollar a Jamaica. 
 
Pero los caribeños programaron un férreo esquema defensivo, con una línea de tres adelante de los cuatro defensas. Además, los delanteros Luton Shelton, Ryan Johnson (Toronto FC) y Omar Cummings (Colorado Rapids) se encargaron de taponar la salida de los defensas a la espera de un error. 
 
Estados Unidos apenas pudo llevar peligro al arco de Jamaica a los 20 minutos. Fue por medio de un remate del lateral Steve Cherundolo, que se desvió en un defensa y obligó a la atajada de Dwayne Miller.
 
La arremetida estadounidense se mantuvo por dos minutos. Primero con una jugada entre Dempsey, Fabian Jonhson y Cherundolo en la que la pelota paseo  por el arco jamaiquino. Luego vino un remate de Graham Zusi (Sporting KC) que pasó cerca del palo derecho.
 
La opción más clara del primer tiempo fue un remate al palo de Daniel Williams.
 
Jamaica quiso ser más ofensivo en el segundo tiempo e intentó abrir la cancha. Así llegó un remate de Shelton que se fue por arriba del horizontal.
 
Sin embargo, Estados Unidos volvió a controlar las acciones en busca del gol. Nuevamente el muro jamaiquino contuvo las acciones ofensivas. Solo la larga distancia pudo romper el cero. A los 55 minutos, Hérculez Gómez cobró magistralmente un tiro libre desde unas 25 yardas y Estados Unidos se fue adelante 1-0.
 
El gol despertó a Jamaica, que subió las líneas aunque sin profundidad. La llegada más clara la tuvo al minuto 69, pero sin que Tim Howard tuviera que exigirse.
 
Con el partido a favor, Estados Unidos cerró el juego en el final y apostó al contragolpe aunque sin claridad. Para los de Klinsmann la victoria fue lo más importante aunque el funcionamiento del equipo sigue lejos de las expectativas.