Philadelphia jugando como guerreros

Philadelphia Union ha pasado de ser un equipo de expansión en el 2010 a ser una potencia futbolística de la Conferencia del Este en el 2011.

El cuadro comandado por Peter Nowak, quienes tendrán una dura prueba este viernes cuando visiten a Portland Timbers el JELD-WEN Field, es uno de los cinco equipos líderes de la liga que cuentan con cuatro victorias en sus primeros siete partidos, lo cual les merecen un segundo lugar en su conferencia con un partido más por jugar.

Todo esto se ha logrado con un escaso número de anotaciones (5), lo cual demuestra que el poder del equipo se encuentra en defensa. Precisamente fue el experimentado portero colombiano Faryd Mondragón quien puso el presente de su equipo de la mejor manera tras otra reñida victoria por 1-0 ante San Jose Earthquakes la semana pasada.

“Hable con los muchachos a mitad de tiempo [cuando el partido iba 0-0]”, dijo Mondragón. “Dije: ‘esta será una típica victoria de guerreros por 1-0’ y mostramos que lo fuimos”.

“Jugamos como guerreros, le mostramos a todo el mundo de lo que somos capaces y tenemos que seguir así”, agregó el portero, quien no se ha dejado anotar goles en cuatro de sus seis partidos disputados.

El poderío defensivo que le ha inyectado Mondragón y sus compañeros a Philadelphia Union es impresionante, especialmente cuando se toma en consideración que el equipo solamente logró acumular dos juegos sin vallas vencidas en el 2010.

Irónicamente, el fuerte del Union en su año inaugural fue su delantera, la cual no ha podido despertar de la misma forma en la presente campaña a pesar de hacer justamente lo necesario para sacar los resultados positivos.

“Este año hemos sabido aprovechar nuestras oportunidades”, dijo el goleador del 2010 Sebastien Le Toux, quien anotó su primer gol de la temporada desde el punto penal la jornada anterior ante San José. La victoria fue especialmente gratificante ya que el equipo estaba jugando con 10 hombres tras la expulsión de Jordan Harvey.

“Estoy muy contento por la afición que nos ha seguido todo el año. Con un hombre menos, fue fantástico lograr una victoria y tres puntos”, concluyó Le Toux.