EE. UU. gana 2-1 de visitante en Trinidad

El delantero del FC Dallas Eddie Johnson continuó con su racha goleadora en partidos de clasificación para el Mundial de Alemania logrando marcar en su cuarto partido consecutivo en la victoria por 2-1 contra Trinidad y Tobago en el que fue el debut de la selección de EE. UU. en el hexagonal clasificatorio para el Mundial 2006.

El gol de Johnson, que lleva seis goles en cuatro partidos con la selección absoluta de EE. UU., llevó al combinado nacional estadounidense al descanso con ventaja de un gol. Más tarde, Eddie Lewis aumentó la ventaja con un disparo desde fuera del área antes de que Trinidad pusiera emoción al enfrentamiento con un gol en los últimos minutos del partido.

A pesar de jugar de visitante, fue el quipo de EE. UU. quien creó las ocasiones más peligrosas al inicio del partido, aunque ninguna acabó en gol. El ex-delantero del Columbus Crew Brian McBride obligó al portero Shaka Hislop a despejar un remate en el minuto 20. El saque de esquina acabó creando peligro, cuando el mediocampista de Colorado Rapids, Pablo Mastroeni, conectó una volea que Hislop logró atajar.

Cuando rondaba el minuto 30, Johnson logró conectar de cabeza un centro de Steve Cherundolo desde la banda derecha. Johnson se plantó libre de marca en el centro del area y picó el balón fuera del alcance del guardameta trinitario.

El partido aumentó el ritmo tras el descanso, sucediéndose ocasiones para las dos selecciones. El capitán de EE. UU., y ex del equipo de San José Landon Donovan debió haber anotado en el minuto 52 cuando Johnson le dejó un perfecto pase a unos diez metros de la portería, pero el arquero atajó con las piernas. Tras esta jugada, el equipo trinitario salió al contragolpe de la mano de Leslie Fitzpatrick, pero un atento Keller desbarató la ocasión.

Momentos más tarde el equipo estadounidense lograría convertir su segundo gol, cuando Donovan asistió a Lewis, que con pierna izquierda y desde fuera del área anotó de fuerte disparo, sin que el arquero, pese a su estirada, lograra atajar.

El equipo de casa nunca se rindió pese a la desventaja de dos goles, y siguió intentándolo una y otra vez. Kenwyne Jones se deshizo de su defensor y sacó un pase raso que John no pudo conectar en el segundo palo de la portería defendida por Keller porque llevaba demasiada velocidad. Y la pelota salió por si misma del área de peligro.

El ex jugador de FC Dallas Cornell Glen entró como suplente en las filas de Trinidad y Tobago. Solo le llevó un par de minutos ver puerta, pero su disparo al palo corto, fue despejado por Keller sin problemas.

Trinidad y Tobago logró poner un poco de emoción en el partido. Eve salió del banquillo de Trinidad para jugar los minutos finales, y remató un pase cruzado que acabó en la malla sobrepasando el intento de atajada de Séller que vio impotente como entraba el balón.

El próximo encuentro de la selección estadounidense será contra México el 27 de marzo en el Estadio Azteca de México D.F. . El primer partido en casa será tres días más tarde cuando los jugadores dirigidos por Arena, enfrenten a Guatemala en Legion Field, Birmingham, Ala.

Jonathan Nierman colabora con sus artículos en MLSnet.com. Este artículo no fue sujeto a aprobación de la Major League Soccer o sus clubes.


To report a comment, mouseover or touch the comment and then click/touch the flag icon (Flag).