World Cup 2014

Copa Mundial | El californiano Miguel Ponce asegura que la Selección de México fue su única opción, nunca tuvo contacto con Estados Unidos

Mieguel Ponce_FMF

Photo Credit: 
Action Images

ATLANTA, GA.- Cada vez se vuelve más común el ver jugadores con posibilidades iguales de vestir la camiseta de la Selección de Estados Unidos o la de México. Algunos eligen al que se les acerque primero, sin importar cual preferirían ellos portar, otros se cambian de selección dependiendo de cómo vayan viendo sus oportunidades, y hay un pequeño puñado que aspiran solo a vestir la que llevan en el corazón.

En Sacramento, California en el año de 1989 nacía Miguel Ponce, hijo de migrantes mexicanos radicados en Estados Unidos y que postoriormente se dedicaría al fútbol profesional. Y al parecer hasta ahí llegó el lazo entre Ponce y la Unión Americana, ya que su vida futbolística no pudo ser más mexicana que la que ha tenido hasta hoy.

Ponce se enfiló en las filas del club más mexicano que ha existido, las Chivas Rayadas del Guadalajara. El Guadalajara es el equipo en el que solo pueden jugar futbolistas mexicanos, y no admiten que jugadores que poseen doble nacionalidad jueguen para otra selección que no sea la azteca. Con Chivas, Ponce jugó prácticamente en todas las divisiones hasta llegar finalmente al primer equipo.

 “Yo jugaba para Chivas, entonces no podía hacer otra cosa más que jugar para la Selección Nacional (de México). Por lo tanto gracias a Dios se me cumplió ese sueño”, le dijo Ponce a FutbolMLS.com.

ESTADOS UNIDOS NUNCA LO BUSCÓ

El nativo de California aseguró no haber tenido que pasar por el dilema de elegir por cual selección jugaría, ya que más allá de su sentir y contrario a la creencia popular, nunca tuvo un acercamiento por parte de la selección estadounidense.

“No, la verdad es que jamás tuve contacto con la gente de Estados Unidos”, dijo el campeón Olímpico con México en Londres 2012.

Tal vez las cosas no hubieran sido diferentes en cuanto a su elección en caso de que lo hubieran convocado en Estados Unidos, ya que es contundente en que su sueño era tricolor.

“Si, por supuesto”, dijo Ponce al ser cuestionado si México siempre fue su sueño, y añadió que además tuvo la fortuna que fue México quien lo buscó primero. “Siempre mi primer llamado fue con selección nacional porque en realidad nunca tuve un acercamiento por parte de Estados Unidos”.

Ponce no solo ha tenido la fortuna de jugar para México en varias categorías, sino que ha festejado campeonatos con el Tri en torneos importantes como los Juegos Olímpicos, los Panamericanos, y el Esperanzas de Toulon.  Ahora, está a las puertas de disputar la Copa Mundial, aunque es consiente que la competencia para estar en la lista final es muy dura.

“Trabajo día a día para estar bien con mi equipo y se me considera en selección, yo voy a trabajar muy fuerte para que sigan estos llamados, sabemos que hay gente en Europa que se quieren mostrar, la competencia es muy fuerte, pero trabajamos muy duro para ganarnos un lugar”, dijo Ponce.

El lateral izquierdo, quien también puede jugar como volante, hoy se encuentra a préstamo con el Toluca. Y al igual como le es fiel a la Selección Azteca, también le sigue siendo fiel a su corazón chiva y no niega su cariño por el club tapatío.

La realidad es que Miguel Ponce es de esos pocos afortunados que ha tenido la posibilidad, sin importar en donde nació, de jugar para el club y la selección que su corazón adora. Una especie de jugador que se ve poco en el mundo.