Torres y Feilhaber asoman como opciones ofensivas de EE.UU.

JOHANNESBURGO – La victoria de Slovenia sobre Algeria en su debut mundialista ha dejado a los europeos en una posición bastante cómoda: en la cima del Grupo C y sin la necesidad de vencer a su próximo rival, los Estados Unidos, este viernes.


Por ende, los eslovenos se pueden dar el lujo de replegarse en su área y obligar a los norteamericanos a tomar la iniciativa. Esto presenta un gran desafío para el técnico Bob Bradley, quien habría que modificar su oncena titular para así tener una formación más ofensiva en comparación con la que igualó a un gol con Inglaterra el pasado sábado.


Dos candidatos para dar una inyección al ataque estadounidense son los mediocampistas creativos José Francisco Torres y Benny Feilhaber. Ambos dicen estar listos para asumir el reto.


“Tenemos que controlar el partido y controlar el balón”, aseguró Torres este martes. Al mismo tiempo, el volante de herencia mexicana dijo que estudiará un DVD de los eslovenos. “Tengo que ver dónde vamos a atacar. Ojalá pueda jugar”.


El gran nivel mostrado por Torres en los partidos preparatorios de los Estados Unidos de cara al Mundial lo han convertido en una de las principales variantes de su selección, gracias a su habilidad técnica y sus movimientos escurridizos. El futbolista de 22 años atribuye su buen presente a las enseñanzas de Bradley.


“Atacar nunca había sido un problema para mí, pero defender sí”, reconoció. “Tuve que aprender a cerrar los espacios, hacer pressing y taclear de vez en cuando. Creo que eso me ha ayudado bastante”.


Mientras, Feilhaber sabía que no iba a jugar contra Inglaterra, aunque sí espera ver algunos minutos de juego este viernes ante Eslovenia, rival que seguramente levantará un muro defensivo muy difícil de romper.


“Puedes ver todos los videos del mundo”, dijo sobre la estrategia para atacar a los ‘Dragones Verdes’. “Pero a final de cuentas, depende de cómo se desarrolla el partido. Si uno de sus jugadores lo está haciendo mal, hay que atacar por su lado”.


El jugador del AGF Aarhus de Dinamarca también vivió una especie de renacimiento con la Selección de los Estados Unidos. Sin ser tomado en cuento por Bradley durante más de un año, Feilhaber de a poco volvió a ganarse la confianza de su técnico, quien lo puso de titular durante toda la Copa de Confederaciones del 2009.


Cualquiera de estos dos volantes le cambiaría la cara al ataque estadounidense, que sumaría cuatro puntos y daría un gran paso hacia la clasificación a la siguiente ronda con un triunfo sobre Eslovenia.


“En términos generals creo que (Eslovenia) es un un rival abordable”, dijo Feilhaber. “Probablemente buscaremos los tres puntos – es el partido más importante del grupo".


To report a comment, mouseover or touch the comment and then click/touch the flag icon (Flag).