Sao Paulo cobró revancha y es semifinalista

La historia les había repetido la cita. En la versión pasada de la Copa Libertadores, Cruzeiro y Sao Paulo se cruzaron en cuartos y el primero se impuso en los dos juegos (2-1 en la ida como local y 0-2 a domicilio en la vuelta) para convertirse en semifinalista. Pero este miércoles en el Morumbí, los paulistas cobraron revancha y devolvieron favores para convertirse en el primer equipo brasileño entre los mejores cuatro del torneo continental.


Aprovechando su condición de local y la ventaja obtenida en el primer partido –ganaron 0-2 en el Mineirao-, los dirigidos por Ricardo Gomes se encontraron de entrada con una gran ventaja del rival: Kléber, delantero del ‘azulao’, veía la tarjeta roja al primer minuto de juego por un manotazo a Richarlyson.


Sin una de las dos principales preocupaciones ofensivas al frente, los dueños de casa presionaron al rival desde el inicio, se apoderaron rápidamente del balón y con tantos jugadores que saben qué hacer con él, patentaron un dominio permanente.


Rogério Ceni se convirtió en un seguidor más del ‘Tri’ y fue cuestión de esperar que los de adelante se conectaran para encontrar la diferencia, y esa misma fue la que hizo Júnior César en gran jugada individual para asistir a Hernanes, figura en la ida con un tanto, quien propició el delirio colectivo con el 1-0 al minuto 23 de juego.


Ahí prácticamente se definió el partido y como tal, la serie, ya que el visitante lució impotente y sólo pudo aguantar las arremetidas del Sao Paulo, que terminó de expedir el boleto hacia semifinal a través de Dagoberto, el cual también había marcado en el primer duelo.


El segundo tanto encendió aún más las 50.000 gargantas en el Morumbí porque no sólo se cobraba revancha ante el verdugo de un año atrás, también se extendió el dominio de local en cuartos, al acumular el octavo triunfo en nueve presentaciones y se despidió al finalista de la versión 2009 que de paso se marchó con Thiago Ribeiro, goleador del certamen con ocho anotaciones.


Sao Paulo ahora espera por el vencedor de la llave entre Estudiantes de La Plata, actual campeón, y el Internacional de Porto Alegre, que ganó como local la ida 1-0 y este jueves deberá defender la mínima diferencia para avanzar.


No obstante, el próximo adversario de los paulistas podría ser el Flamengo, siempre y cuando el club carioca se clasifique ante Universidad de Chile y el Inter sea eliminado en cancha de Quilmes, puesto que el reglamento de la Copa obliga a que los equipos de un mismo país se crucen en semifinales.


 


 


To report a comment, mouseover or touch the comment and then click/touch the flag icon (Flag).