La U se lleva una buena renta de México

Chivas de Guadalajara y la Universidad de
Chile tuvieron más de dos meses de preparación para las semifinales de la Copa
Libertadores 2010. Y aunque recién se cumplieron los primeros 90 minutos de su serie
este martes, habría que decir que el tiempo fue mejor aprovechado por los
azules.

Esto porque el conjunto andino consiguió
un valioso empate 1-1 en el Estadio Azteca que le permite viajar con
tranquilidad (y con un gol de visitante en el bolsillo) a Santiago, donde el
próximo 3 de agosto se definirá el primer finalista del torneo.

En la previa del encuentro, Jorge
Vergara, presidente del Rebaño, dijo que su equipo golearía a la U por un
mínimo de cuatro tantos. Habría que suponer que el dirigente se llevó la gran
sorpresa al minuto 47, cuando los chilenos se pusieron en ventaja a través de
Rafael Olarra.

La apertura de la cuenta se produjo tras
un mal despeje local que le permitió a Juan Manuel Olivera colocar el balón en
la cabeza de Olarra, quien no perdonó al portero Luis Ernesto Michel.

Con el marcador en contra, Chivas aumentó
la presión sobre el portero Miguel Pinto, quien dejó un rebote ante un frentazo
de Omar Bravo, regalo que aprovechó Omar Arellana para clavar el balón a la red
e igualar las acciones al minuto 51.

A partir de entonces el partido fue un
monólogo del Rebaño, pero el amplio dominio local no se tradujo en más goles.

La mejor oportunidad para romper la
paridad la túvo el Venado Medina, al recibir una gran asistencia de Héctor
Reynoso y sacar un disparo de media vuelta que pasó rozando el poste derecho.

Pero por mucho que insistieran los
rojiblancos, nunca llegó el gol de la victoria, por lo que las Chivas están
obligadas a vencer o empatar por dos goles o más en Chile para disputar el
título de la Libertadores ante el Sao Paulo o el Inter de Porto Alegre, los
otros dos semifinalistas se medirán la noche del miércoles. 


To report a comment, mouseover or touch the comment and then click/touch the flag icon (Flag).