El Dynamo se niega a rendirse

HOUSTON -- Las matemáticas se ponen cada vez más difíciles
para el Houston Dynamo, ya que las cuentas que se hacen para llegar a la
postemporada han adquirido un mayor grado de dificultad.

La derrota en casa frente a los Earthquakes (1-2) este
domingo ha dejado un fuerte aroma a eliminación. San José, que sería el último
clasificado a los playoffs si la temporada regular terminara hoy, tiene una
ventaja de nueve puntos con dos encuentros menos que el Dynamo, lo que hace
presagiar que la competencia con el elenco californiano muestra una desventaja
considerable.

“Siete juegos son los que restan de la temporada, y
tenemos que ganarlos todos para llegar a la Liguilla. Yo pienso que podemos
ganarlos, pero no deja de ser una tarea difícil. Me siento frustrado con esta
situación, es la primera vez que tenemos esta dificultad, pero hay que afrontar
esto con profesionalismo y luchar hasta el final”, expresó el defensor Eddie
Robinson.

Por su parte, el técnico Dominic Kinnear resaltó el buen
trabajo que hizo su equipo, pero recalcó que sin hacer goles no hay mucho que
se puede hacer.

“Tuvimos el balón, llegamos con opciones, pero no la
metemos; es bien complicado ganar así. Seguiremos insistiendo en nuestro objetivo
de llegar a los playoffs - está difícil, pero no imposible”, dijo Kinnear.

Mientras, Arturo Álvarez, volante de los Earthquakes, manifestó
su alegría por el resultado.

“Estos tres puntos nos dan la tranquilidad por seguir
manteniendo nuestra presencia en la postemporada. Creo que fuimos bien
prácticos y contundentes en nuestras llegadas, y en defensa estuvimos
acertados. Sabíamos la dificultad de jugar contra el Dynamo en casa y la
necesidad que tenían, pero los que celebramos fuimos nosotros”.


To report a comment, mouseover or touch the comment and then click/touch the flag icon (Flag).