Dwayne de Rosario pide que se le reconozca su entrega

En una inusual celebración luego del tanto del descuento convertido contra San José Earthquakes en el partido que Toronto perdió 3-2 en el BMO Field, el goleador y capitán de Toronto FC Dwayne De Rosario corrió e hizo un gesto de mímica firmando un cheque, algo que en ese momento pasó desapercibido.

Cuando el hecho llamó la atención en los vestidores y ante la prensa, De Rosario dijo que el mensaje de ese gesto en la celebración es para llamar la atención del plantel en general de que merece ser reconocido por su aporte al equipo, incluyendo la entrega cien por ciento en la cancha sudando la camiseta roja.

“Cada año he demostrado y probado lo que valgo y creo que es tiempo que ellos me lo reconozcan. Creo que he demostrado mi entrega con el equipo, con la ciudad y con la franquicia y es tiempo que me demuestren también su compromiso”, comentó con un poco de frustración el capitán.

De Rosario no necesita explicar sus aportes a la casaca escarlata, pues los resultados están a la vista con tres goles en dos partidos (los dos contra Houston Dynamo el sábado y el gol del descuento contra San José), para sumar 12 tantos en lo que va de la presente temporada, convirtiéndose en el mayor anotador en la historia de la franquicia con 23 tantos en su segundo año con Toronto, de los cuatro que comprenden su contrato firmado a principios del 2009.

Además, es el único jugador que se echa el equipo al hombro en cada cotejo moviéndose por toda la cancha como pivote para apoyar desde todos los sectores; agregado a ello que fue él quien lideró a Toronto en la obtención por segundo año consecutivo del título del Nutrilite Canadian Championship, además de ser nombrado el Jugador Más Valioso del Torneo.

Durante estos dos años el jugador ha sido un valioso elemento en la fase de grupos de la Liga de Campeones CONCACAF, y este año no ha sido la excepción en los cuatro puntos conquistados por el momento por el cuadro canadiense.

Su rendimiento en comparación con otros jugadores considerados más valiosos dentro del plantel no tiene comparación, sobre todo con Jugadores Franquicia por los cuales el club escarlata ha desembolsado sumas hasta de siete cifras. Tal es el caso de Julián de Guzmán que no tiene ningún gol a su favor. El otro DP es Mista, quien no tiene ningún gol en el torneo emelesero pero fue uno de los anotadores en el partido que Toronto le ganó a Cruz Azul en casa por la Concachampions.

Si el tema de la remuneración es un poco frustrante para De Rosario, en el lado futbolístico lo decepcionante es que por segundo año consecutivo el capitán torontiano estaría sin conocer lo que es la postemporada, luego de estar acostumbrado a la liguilla con sus anteriores equipos, San José Earthquakes y Houston Dynamo, con los cuales inclusive llegó a ganar las Copas MLS, además de ganar el título de Jugador Más Valioso de la Copa.


To report a comment, mouseover or touch the comment and then click/touch the flag icon (Flag).