Al menos México no pasó en Blanco ante Sudáfrica

JOHANNESBURGO-- Lo que parecía un estreno fácil terminó siendo el más complicado de todos y si no es por la escasa definición rival, el sufrimiento de México en su debut mundialista por poco termina en martirio. Y no lo fue porque también encontró en Cuauhtémoc Blanco la escasa diferencia para rescatar un punto en la agonía.


El empate a uno a once minutos del final que consiguieron los de Javier Aguirre frente a Sudáfrica en el Soccer City se celebró en las tribunas como triunfo, pero en la cancha las caras largas abundaron de parte y parte porque el local tuvo la victoria ahí no más y el punto les sabe a poco a los manitos, cuya obligación era el triunfo.


Y lo buscó de entrada porque en los primeros segundos avisaban en el arco de los ‘Bafana’, aunque ese ímpetu se desvanecería igual de rápido, en parte por la sapiencia de Carlos Alberto Pariera, que metió rápidamente otro ladrillo al muro sudafricano del fondo –de cuatro defensores pasó a cinco- y al Tri se le cerraron los caminos.


Esa autopista que parecían construir por derecha Paul Aguilar y Efraín Juárez al comienzo se atascó, y ese represamiento de piernas en la mitad favoreció a los locales, que suplían con orden y aplicación la escasa técnica, privilegio de unos pocos como Steven Pienaar, de lejos, el más claro de los dueños de casa.


A los sudafricanos les bastó con llegar tocando en tres oportunidades para acercarse a predios de Òscar Pérez, al que le costó en el remate de la inicial controlar algunos centros sudafricanos.


Sólo las malas entregas del fondo local permitieron una tibia reacción manita por medio de Giovanni dos Santos, el mejor de México por atrevimiento y desequilibrio en el último cuarto de cancha, donde ‘Guille’ Franco fue más voluntad que claridad propiamente.


En el complemento, Sudáfrica aprovechó una rápida y no menos precisa salida desde el fondo y le permitió a Siphine Tshabalala marcar el primer gol del Mundial con un zurdazo cruzado diez minutos después de la reanudación.


Golpe que pareció de nocaut para México, que careció de reacción y sólo cuando el reloj acosaba, una sociedad entre Blanco y Andrés Guardado, quienes ingresaron para rescatar el honor, dejó en inmejorable posición a Rafael Márquez, quien de zaguero, se convirtió en delantero centro para igualar a los 79’.


Tiempo tuvo entonces el ‘Tri’ para buscar la victoria, pero ésta estuvo más cerca para los sudafricanos, ya que Katlego Mphela, con un remate que pegó en el poste, y Teko Modise estuvieron frente a frente con ‘El Conejo’ sin poder resolver.


El uno a uno final entretuvo entonces a los 84.490 espectadores, pero no dejó conformes a ninguno de los equipos, en especial al norteamericano, que desperdició la opción de superar al rival menos exigente de la llave y ahora le espera Francia el próximo jueves en Polokwane.


 


To report a comment, mouseover or touch the comment and then click/touch the flag icon (Flag).