Vancouver Whitecaps 0-3 Portland Timbers | Portland se aferra a la esperanza de los Playoffs en otro clásico

Cada partido es crucial, pero nada se compara con esta instancia del torneo cuando cada punto es igual de importante que conseguir tres. 

El juego entre Vancouver Whitecaps y Portland Timbers prometía ser un encuentro a regañadientes y friccionado y sin muchas posibilidades, ya que ambos están en área de clasificación peleando por una posición. 

Los canadienses llegaban con sólo dos puntos de ventaja sobre los Timbers y nadie quería darse ventaja en la tabla.

Mauro Rosales poco a poco se ha ido convirtiendo en el hombre más importante del Vancouver Whitecaps desde su llegada al equipo.  El argentino manejó el primer tiempo casi a su placer.  De todas formas los equipos no se hicieron daño en la primera mitad. 

Sin embargo, iba a ser otro argentino el que se encargara de tomar las riendas de la otra mitad del encuentro, Diego Valeri empezó a convertirse en el hombre del partido y a hacer lo que mejor sabe hacer: dar dolores de cabeza a los rivales.

Fue precisamente Valeri el que dio la asistencia al defensor juvenil Alvas Powell, 20 años, para anotar el gol de la apertura a tan sólo cinco minutos de haber empezado el segundo tiempo.  El jamaiquino cabeceó de manera magistral y sin mucho ángulo el centro que envió el mediocampista. 

Al parecer el mensaje de Caleb Porter fue captado con nitidez por el conjunto de Portland que por el momento parecía que se robarían los tres puntos con el 1-0 de Vancouver que les permitiría escalar puna posición en la tabla.

Otro argentino se unió a la fiesta, Maximiliano Urruti aprovechó una descolgada de Michael Harrington por la banda derecha y recibió el pase dentro del área para clavarla besando el travesaño para celebrar el segundo de su equipo y su primero personal de la noche. 

Portland no había terminado ahí, pues sólo unos minutos después otra dupla se hizo presente cuando Darlington Nagbe le filtró  la pelota entre dos defensores locales para que recibiera Rodney Wallace y raso abajo anotara el 3-0 de la noche. 

Con 10 minutos para terminar el juego ya era una garantía que Portland ya se había guardado los tres puntos en los bolsillos, que bien les permitiera mantener sus esperanzas en ser uno de los invitados a la postemporada.           
Los tres puntos los deja con 34 unidades en la quinta posición, arriba de Vancouver con 33 que caen de la línea divisora del clasificación.