MLS Playoffs | Real Salt Lake necesita afinar su puntería para aniquilar al campeón defensor LA Galaxy

Real Salt Lake recibirá en casa al bicampeón de la MLS, el LA Galaxy, en el partido de vuelta por la semifinal de la Conferencia del Oeste. Los Galácticos llegan con la mínima ventaja de 1-0, gracias al golazo de Sean Franklin en el StubHub Center en el duelo de ida.

Urge Contundencia Monarca

Los Monarcas son un cuadro que cuentan con una de las aficiones que más se hacen pesar en su territorio, aunque en instancias decisivas los dirigidos por Jason Kreis no han sabido aprovechar esa localía. De hecho, han perdido ya dos finales frente a su público, donde pareció que les pesó jugar como local. Las finales perdidas fueron frente a Monterrey en la gran final de la Liga de Campeones de la CONCACAF 2011, y recientemente la final de la Copa Abierta a manos del D.C. United, lo peor es que en ambas ocasiones se vieron con nula contundencia, ya que en ninguna de las dos finales pudo marcar.

La sequía en finales de otros torneos podría considerarse solo como una casualidad sino fuera por el terrorífico dato que registra el club de Salt Lake en MLS Playoffs, en los cuales cuenta ya con 335 minutos sin poder anotar un solo gol, lo cual parece increíble para el potencial ofensivo con el que cuentan. Real Salt Lake requiere de la victoria si o si, y debido a su inoperancia al frente, cuentan ya con cinco duelos consecutivos de Playoffs que no consiguen ese favorable resultado, desde que golearan 3-0 a Seattle en el 2011.

Salt Lake tiene que encontrar la manera de hacer funcionar la maquinaria pesada al frente, la que mostraron por gran parte de la temporada, donde Javi Morales controla el mediocampo con el escudo de Kyle Beckerman, y donde los letales atacantes como Saborío y Olmes García tienen la frialdad para definir. Parece estar en sus pies y en su cabeza encontrar dicha fórmula.

Los Monarcas necesitan ganar por dos goles para avanzar a la final sin tener que pasar por la tanda de penaltis, por lo cual es alentador que en el único encuentro que tuvieron los Monarcas como locales frente al Galaxy, lograron un triunfo de 3-1, con un doblete de Olmes García. Aunque los penaltis frente a los angelinos, le traen buenos recuerdos a los de Utah por lo sucedido en 2009.

Galaxy por el sendero del triunfo

El Galaxy es un cuadro que conoce las instancias finales como ningún otro club en la actualidad en la MLS, y que además es exitoso como ninguno. Bajo el mando de Bruce Arena, no sólo son los bicampeones actuales, sino que en las últimas cuatro campañas han estado en tres finales de Copa MLS. Curiosamente la que perdieron fue en penaltis frente al Real Salt Lake, por lo que eliminar a los Monarcas sería muy dulce para los galácticos y sus aficionados.

De hecho la racha positiva en las Semifinales de Conferencia se remonta hasta el 2003, cuando Arena aún era técnico de la Selección Estados Unidos. En las últimas seis ocasiones que se vieron en dicha instancia, los angelinos siempre avanzaron a la final, la última vez que perdieron en una serie semifinal fue en el 2003 en el Clásico de California frente al San Jose Earthquakes.

A un equipo como el Galaxy nunca se le puede dar por muerto, y menos cuando tendrán a la Real a merced con contragolpes comandados por Landon Donovan y Robbie Keane. Difícil imaginarse un encuentro con estas circunstancias en el que Donovan y Keane no vayan a tener ocasiones claras.  Si a su poder ofensivo le sumamos el gran momento que vive en el arco Jaime Penedo y el que vive el central Omar González, se antoja difícil que le pueda revertir la ventaja a los angelinos, quienes se enfilan a su quinta final de conferencia en forma consecutiva.