Crónica Hexagonal | Estados Unidos 2-0 México; la cábala de Ohio y el dos a cero ponen a los estadounidenses en Brasil 2014

EU_Mundial

Photo Credit: 
Gabriel de los Rios/FutbolMLS.com

COLUMBUS – Al final funcionó la lógica. Pesó la historia y el tradicional “Dos a Cero” en el estadio del Columbus Crew nuevamente se alineó con  los Estados Unidos, que de la mano de Eddie Johnson y Landon Donovan, ya aseguró su boleto para la Copa Mundial de la FIFA Brasil 2014.

El  Crew Stadium solidificó su condición de ser la sede con más corazón en todo Estados Unidos. Cantó el himno nacional con el corazón y rugió  tanto que el estadio temblaba. El jugador  número doce de la selección de las barras y las estrellas se entregó entero y los once que estuvieron dentro del campo respondieron con se esperaba.  Estados Unidos hizo su parte, y el empate 2-2 entre Honduras y Panamá dio ese empujoncito final que los lleva a la cita mundialista del próximo año.

México, por su parte, demostró a vivas voces su resquebrajamiento tanto mental como motivacional, y a pesar de las chispas de buen fútbol que dio por pasajes del partido, no le alcanzó.  La filosofía de Luis Fernando Tena tampoco funcionó, y con las clasificaciones simultáneas tanto de Estados Unidos como de Costa Rica, va directo a pelear el repechaje.

EL PARTIDO

El duelo empezó con un tono nada alentador. No habían transcurrido ni dos minutos de juego  y  los visitantes ya habían generado un  tiro de esquina a cargo de Gio Dos Santos.  Cinco minutos más tarde otro y tiro de esquina casi se da un gol en contra cuando DaMarcus Beasley trataba de despejar y el balón fue en dirección contraria.

Cuando el  Flaco Tena dijo que  el equipo iba a salir agresivo, no lo hizo para vender titulares. Lo dijo porque tenía la convicción de que esa iba a ser la única manera de conseguir los puntos que curen las heridas de una selección mexicana que llegaba a Columbus como  favorito para  perder  tres puntos más.

El trio ofensivo estuvo liderado por Gio Dos Santos, quien casi siempre recibió la pelota clara de parte de  Carlos Salcido. A partir de que Gio tuvo la pelota  se asoció con el Chaco Giménez y el Chicharito Hernández. Mientras que Guardado desbordaba por izquierda con claridad.

En los  primeros 45 minutos México llegó siete veces  al arco rival y si no es por una soberbia actuación de Tim Howard que tapó tres remates directos, dos del Chaco Giménez y uno de Gio, la historia hubiera sido otra.

El segundo tiempo arrancó  con fuerza para Estados Unidos. Landon Donovan se vistió nuevamente de Capitán América y  generó un  tiro de esquina que el mismo ejecutó para que Eddie Johnson  pusiera el cabezazo para darle la ventaja al equipo local en el minuto 48.

Inexplicablemente, Tena  decide sacar a Giménez  para poner a Héctor Herrera. El cambio disminuyó notablemente la verticalidad con la que habían sido capaces  de complicar al dueño de casa. El partido se tornó en una lucha por la posesión de la pelota.  Un terreno  en el cual el equipo de Klinsmann manejó con mayor criterio.

Con el gol a favor Estados Unidos  enterró la ansiedad y se volcó a presionar a México en su propio campo.  Kyle Beckerman dio dos pasos al frente y  le devolvió el balance que su equipo parecía extrañar por la ausencia de Michael Bradley, quien no jugó por una lesión en el tobillo izquierdo en el  encuentro contra Costa Rica.

Es muy probable que Jurgen Klinsmann no lo reconozca públicamente pero tiene que estar muy agradecido por el regreso de Landon Donovan a  la selección estadounidense.

No sólo anotó el  2-0 en el minuto 78. Fue él quien empujó al equipo con una capacidad  para luchar que lo hace un ganador nato. Su actitud de querer ir siempre al frente, sin dejar una pelota por perdida fue  la diferencia que necesitaban sus compañeros para  confirmar la tradición que los depositará en Brazil 2014 sin importar que Dempsey se haya fallado un penal en el minuto 90.