El Partidazo: Sporting KC vs. LA Galaxy

SKC_LA_DL_2012

Photo Credit: 
Getty Images

Existe solamente un club de la MLS en este año 2012 que ha logrado superar cuatro jornadas de la temporada regular con un 100 por ciento de rendimiento. Ese equipo es Sporting Kansas City.

El club azul ha ganado todos sus encuentros hasta la fecha y es el líder indiscutible de la Conferencia del Este y de la MLS en general. Este fin de semana, Sporting tendrá una prueba de fuego al recibir a nada mas ni nada menos que al actual campeón de la MLS, el equipo de las máximas estrellas: el LA Galaxy. Es indudable que este encuentro es El Partidazo de la Jornada de FutbolMLS.com (4 p.m. ET; TV: ESPN, ESPN Deportes).

El año pasado, el Galaxy hubiera sido considerado como el claro favorito en este encuentro. A pesar de la buena campaña del Sporting en 2011, fue el equipo galáctico el que lo ganó todo. Como han cambiado las cosas…

La edición 2012 del LA Galaxy es muy similar a la campeona del 2011 en términos de su escuadra. David Beckham, Landon Donovan, Robbie Keane y Juninho siguen en el equipo, pero su presencia no ha evitado dos preocupantes derrotas caseras ante Real Salt Lake y New England Revolution.

Por su parte, Sporting Kansas City – sin tanta fama o popularidad – ha sido lo que los galácticos quisiesen ser: perfectos. Cuatro partidos jugados, cuatro victorias. Dos de estos triunfos llegaron con goles de último momento, lo cual muestra el hambre y las ganas de un grupo de jugadores que no se conforman con un empate, en casa o de visitantes.

Sporting Kansas City, por su localía y sus presentaciones es el gran favorito. Sin embargo, en el fútbol nada esta escrito, tal y como lo demostró San Jose en Seattle la jornada anterior. Sporting está en un gran momento, pero un equipo con Keane y Beckham siempre tendrá el chance de salir victorioso de cualquier plaza.

SPORTING KANSAS CITY

Collin, Espinoza y Kamara: poder intimidante en cada línea

En el fútbol existen numerosos estilos de juego, y para describir el estilo de Sporting Kansas City solo se necesita una palabra: combativo.

La fuerza y la mentalidad de nunca rendirse es lo que reina en el equipo azul en cada una de sus líneas, donde se encuentran tres jugadores icónicos de este estilo: Aurelien Collin en defensa, Roger Espinoza en el centro del campo, y Kei Kamara adelante.

Estos tres elementos personifican el espíritu ganador de Kansas City. Luchan todos los balones, intimidan a sus oponentes y le ponen emoción a cada uno de sus movimientos en la cancha.

Tanta fama han ganado estos tres por su ferocidad, que todos sus compañeros de equipo – a excepción de uno – coincidieron que sería Espinoza o Collin los jugadores que más tarjetas amarillas recaudarían esta temporada. La excepción, obviamente, fue Kamara.

Ante un debilitado Galaxy, será esa tenacidad la que marque la diferencia entre estos dos clubes.

LA GALAXY

¿Dónde están las estrellas?

De los tres Jugadores Franquicia del Galaxy, solo uno estuvo presente en la segunda mitad de la embarazosa derrota casera por 3-1 ante New England Revolution  la jornada anterior. Mientras que Landon Donovan se perdió el juego por una molestia muscular, David Beckham fue sorpresivamente substituido a mitad de tiempo, dejando solamente a Robbie Keane como DP en la cancha.

La ausencia de Donovan hirió al Galaxy a sobremanera, ya que su remplazante, el uruguayo Paolo Cardozo, simplemente no pudo hacer el trabajo que normalmente el “Capitán América” realiza. Aun no esta claro si el atacante estadounidense jugará ante Kansas City, aunque se espera que así sea, según el DT Bruce Arena.

El caso de Beckham es de más confusión ya que fue substituido a mitad de tiempo luego de estar cerca de anotar en dos ocasiones con sus famosos tiros libres. El estelar inglés estará en la cancha seguramente ante Sporting, pero ya han empezado los murmullos de que el astro inglés ya no esta para los 90 minutos. Si ese es el caso, el Galaxy esta en problemas.

 

El único Jugador Franquicia que ha sacado la cara hasta el momento es Keane. El irlandés tiene tres goles en tres partidos y se ve peligroso a la hora de atacar. Desafortunadamente, el problema del Galaxy no es su línea ofensiva, sino su zaga. Esta claro que el Galaxy sin Omar González es otro equipo y, en ese sentido, no hay mucho que el potente Keane pueda hacer.