Balance 2011: Lo bueno y lo malo de Chicago Fire

Balance 2011: Chicago Fire

Photo Credit: 
Getty Images

BRIDGEVIEW, Ill. – Los contrastes entre el arranque y el cierre de la temporada 2011 demostraron a la perfección lo que fue la campaña del Chicago Fire. Tras uno de los arranques de temporada más flojos en su historia, Chicago fue cediendo terreno para luego con los cambios a mitad de año, tener un repunte que les permitió soñar con el título de la Copa Abierta y con la posibilidad de ir a la postemporada.

Al final de cuentas los hombres de rojo debieron digerir el “por poco”, así como el mal sabor que deja haber estado tan cerca de sus objetivos y ver como la falta de resultados al inicio de temporada les pasaba factura.  Por segundo año consecutivo y tercero en su historia, los hombres de rojo se quedaron sin boleto para la fiesta grande y con muchas deudas por saldar con la afición.  Aunque a diferencia de la conclusión de la temporada 2010, de cara al 2012 tanto la directiva como afición se pueden permitir ser más optimistas.

LO BUENO

Lo bueno para el Chicago Fire llegó a mitad de temporada.  La destitución de Carlos de los Cobos conllevó a muchos cambios. Entiéndase  que no fue la destitución del mexicano como tal, sino las permutaciones que le siguieron los que dieron paso a un repunte importante para el Fire.  Tras asumir como entrenador interino, Frank Klopas se encargó de dar una nueva cara al cuadro y se apoyó en la llegada de jugadores como Pavel Pardo, Sebastián Grazzini y Dan Gargan para devolver a los hombres de rojo una identidad y garra que parecían haber perdido. 

Mientras la zona defensiva tuvo en términos generales una buena temporada, con mención especial para el más consistente de ellos, Gonzalo Segares, los flamantes refuerzos Pardo y Grazzini se convirtieron en los grandes protagonistas por ofrecer al equipo un segundo aire. 

La segunda mitad para el Fire trajo un mejor fútbol que empezó a dar frutos al permitir a Chicago sumar puntos.  Además, los hombres de rojo consiguieron el boleto para disputar la gran final de la Copa Abierta Lamar Hunt 2011 aunque esta quedó en manos del equipo Seattle Sounders.  La Liguilla se le escabulló a Chicago a pesar de haber conseguido una buena racha que les permitió tener posibilidades numéricas casi hasta la última jornada.

Mención aparte merece el lleno total registrado en el Soldier Field para celebrar el encuentro amistoso que el Fire disputó ante el poderoso equipo Manchester United de la Liga Premier de Inglaterra.  Más aun, por jugarle de manera frontal aunque al final cayeron por marcador de 3-1.

LO MALO

El Chicago Fire no había tenido tan mal arranque de temporada como el que tuvo en el 2011.  Guiados durante la primera mitad por Carlos de los Cobos, los hombres de rojo parecían desganados.  Al cuadro rojo le faltaba además de definición, una identidad a la cual aferrarse y la cual defender.

Después de una buena seguidilla de resultados vino el encuentro decisivo para los hombres de rojo.  Albergando la esperanza y posibilidades numéricas de ir a la postemporada, Chicago recibió al FC Dallas el  12 de octubre. Con un revés por marcador de 1-2, entre lamentos los hombres de rojo empezaron a hacerse a la idea que el repunte aunque les permitió soñar, no les fue suficiente y debían ver desde casa la postemporada siendo los grandes ausentes, otra vez.

LOS FICHAJES

La fase de preparación para la temporada 2011 arrancó con altas expectativas para el representante de Chicago.  Al final, los aciertos y desaciertos fueron tan enmarcados que debieron dejar una buena enseñanza a la directiva roja.

La ofensiva del cuadro rojo parecía estar bien encaminada con la llegada del delantero colombiano Cristian Nazarit.  Sin embargo, con apenas dos goles y un punado de encuentros disputados, el espigado jugador debió pelear por el botín de oro, pero en el equipo de reservas. 

Aunque arrancó bien con Chicago, Gastón Puerari pasó sin pena ni gloria por las filas del Fire.  El delantero se unió a Chicago unos días antes de que arrancara la temporada 2011 y a mediados de junio partió para unirse al equipo Atlas de México.

Quienes cumplieron y con creces la confianza recibida al llegar a mitad de temporada fueron el defensa Dan Gargan así como el argentino Sebastián Grazzini y Pavel Pardo.  Si bien en la defensa las cosas parecían marchar bien, Gargan sumó con su personalidad y experiencia ganándose un puesto en el once del estratega.

Pardo y Grazzini por su parte fueron los responsables de un mejor ataque.  Su experiencia y estilo permitieron hacer del ataque del equipo rojo uno más práctico y eficiente sin dejar de lado lo atractivo que puede ser el futbol latinoamericano.  Su buen desempeño coincidió con la mejor racha de la que el Fire gozó en el 2011.

Otro elemento que se sumó a Chicago para la temporada 2011 y que tuvo una buena participación fue el delantero ghanés Dominic Oduro.  El artillero llegó proveniente de Houston a pocos días de que arrancara la competencia para quedar como líder de goleo del Fire con 12 tantos.

De cara al 2012

Buscando retomar y asumir sus raíces de “tradición, honor y pasión”, el arrancar el 2012 con un viejo conocido en el banquillo ya es un buen comienzo.  Tras desempeñar el puesto de entrenador interino la segunda mitad del 2011, Frank Klopas ha recibido el espaldarazo por parte de la directiva para guiar a los hombres de rojo la temporada entrante.

Con un guardameta joven y confiable en Sean Johnson, así como una buena combinación de experiencia y juventud en la defensa, a Chicago le queda por trabajar en el medio campo y ataque.  La continuidad de Pavel Pardo vendría bien a Chicago considerando lo bien que se entiende con los compañeros a quienes intenta guiar.  Además, habrá que pensar en opciones en el ataque. 

Aun cuando existen varias interrogantes por aclarar en cuanto al plantel, Frank Klopas deberá tener una mejor suerte que su antecesor.  La base de jugadores con la que cuenta la permite aspirar como lo hace temporada tras temporada, a todos los certámenes en que el Fire compita.