RSL confía en su defensa para su visita a Seattle

Real Salt Lake y Seattle Sounders protagonizarán el partido más atractivo de la Jornada 26 de la MLS, en horario tempranero de las 4 pm ET. No cabe duda que son dos de los mejores equipos de la liga. Pero, además, son también rivales directos en la Conferencia Oeste, con tan sólo cuatro puntos de diferencia, teniendo el conjunto de Utah dos partidos menos por jugar.

Son de esos partidos que se juegan algo más de tres puntos. Por eso, todos los integrantes del Real insisten en que la defensa será el factor fundamental para este partido. “Ese es el Real Salt Lake. Pelear por el compañero que tienes al lado. Si alguien pierde la posición, tu continuas luchando hasta que él recupere la posición”, dijo Fabián Espíndola.

El delantero argentino resaltó que ha sido fundamental la recuperación de ese espíritu en los dos últimos partidos para anotarse dos victorias. De hecho, no parece casual el retorno a la senda de las victorias del conjunto monarca, después de cuatro pérdidas en cinco partidos, la peor racha desde 2007.

El técnico Jason Kreis hizo un trabajo extra con toda la plantilla en volver a recalcar el trabajo colectivo en defensa. “Son todo tipo de detalles sobre cómo defendemos y dónde defendemos, y que tipo de esfuerzo y responsabilidades tienen que tomar todos los jugadores en el campo”, indicó Kreis.

Ese trabajo, y la vuelta de Jamison Olave, no hay duda que han hecho la diferencia para recuperar la condición de la mejor defensa del torneo en los últimos dos años. La pasada temporada batió récord con 20 goles encajados, y esta suma 21.También al central colombiano le ha valido para liderar la clasificación Castrol esta semana, el primer defensa que lo consigue en la liga.

Como se demostró hace dos semanas con la victoria ante Chivas USA a domicilio, aguantando el 0-1  pesar de jugar más de una hora con  un hombre menos, o la victoria del pasado sábado en casa por 2-1 sobre Philadelphia, evitando la reacción del Unión por la gran presión defensiva que hizo en todo el campo.

“Los técnicos nos han recordado el trabajo que hacíamos en el inicio de esta temporada. Hemos visto que si lo hacemos bien, y evitamos que los rivales nos hagan gol, más opciones tenemos de ganar”, dijo Espíndola.

Para Andy Williams, la clave estuvo también en la comunicación entre los jugadores. “Las diferentes alineaciones que ha tenido el equipo, y la entrada de muchos chicos jóvenes, ha afectado la comunicación entre nosotros en el campo, y ser más efectivos”.

Lo mejor precisamente para el Real Salt Lake es la recuperación de muchos jugadores. En especial el volver a recuperar la dupla de centrales titulares, con la vuelta de Nat Borchers tras su suspensión, aunque tendrán la duda hasta última hora del lateral Robbie Russell por problemas de espalda.

“Vamos a tener de vuelta a casi todo el equipo. Tenemos que salir a proponer y será, sin duda, un lindo partido”, comentó Olave.

Pero lo mejor es en media cancha y en ataque donde recupera a los internacionales Will Johnson, Arturo Álvarez, y Álvaro Saborío. También el retornó del capitán Kyle Beckerman el pasado miércoles por la noche, de su participación en Bélgica con la selección de Estados Unidos.

“Estoy preparando mi cuerpo para lo que va ser un gran partido, en el que tendremos que hacer un gran trabajo defensivo si queremos sacar algo positivo de Seattle”, dijo Beckerman que con el resto de compañeros entrenaron en la mañana del viernes en un campo de pasto sintético en las instalaciones de una escuela de secundaria de Salt Lake, para adaptarse a lo que se van a encontrar en el CenturyLink, justo antes de viajar para  Seattle.

“Si ganamos un partido más fuera de casa, y este puede ser de cuatro puntos, nos colocamos en la mejor posición para la recta final”, señaló Espíndola que sigue siendo el jugador más peligroso en el ataque monarca. Estará acompañado por Saborío en la punta, aunque por fin ya tienen Kreis la opción de un recambio de garantía Paulo Jr. ya recuperado.

“Aunque no estoy al cien por cien, y salí cansado en el partido anterior porque me falta ritmo, me encuentro muy bien físicamente, recuperado de la lesión, y con ganas de ayudar al equipo”, dijo el joven delantero brasileño.