Toronto vuelve a dormirse sobre el final

Toronto FC backup goalkeeper Milos Kocic.

Photo Credit: 
Getty Images

TORONTO. – Con el récord de ser el equipo más goleado y menos ofensivo de la liga, con 48 goles recibidos y 26 anotados, y una seguidilla de partidos empatados o perdidos por culpa de errores defensivos, Toronto FC sigue afrontando con el pie izquierdo la temporada regular de la MLS. Los porteros del equipo, como Stefan Frei y Milos Kocic, ya se han acostumbrado a quejarse de los descuidos de quienes tienen la tarea de marcar en el área chica de su portería.

“Muy disgustado. Otra vez con errores”, dijo en esta oportunidad el portero Kocic, al referirse al gol de Chris Wondolowski, que entró sin marca a perforar su valla  y que significó el empate para el equipo de San Jose Earthquakes, cuando al partido le quedaban tres minutos reglamentarios.

“No debimos retroceder. No podemos dormirnos. Es necesario que los muchachos se concentren más”, se quejó el guardameta, siendo el segundo jugador que, con un gran porcentaje de rendimiento, se queja esta semana por este detalle tan primordial para un cuadro como Toronto. El jueves Julián de Guzmán también se refirió al tema de la concentración, algo que indudablemente le está pasando la factura al cuadro canadiense.

“En cierto momento sentí que perdíamos el partido, sobre todo luego que ellos empataron. Se crecieron y atacaron más. Siento que hubo varios factores esta semana que también influyeron en el rendimiento. Dos partidos en 60 horas no son fáciles”, agregó, haciendo alusión al partido del jueves contra FC Dallas, por la Concachampions.

Lo irónico de esto es que casi todos dentro del club tienen la misma opinión, ya que el defensa Andy Iro también piensa igual, comentando además que todo el plantel necesita mejorar.

“Tenemos que mejorar, mejorar rápido. Es importante que tomemos la senda por respeto y agradecimiento a los aficionados que en cada partido siguen apoyándonos. A veces mostramos que tenemos algo, que podemos pelear”, expresó el defensa central, quien es parte de esa línea defensiva que ha permitido algunas ventajas en partidos anteriores.

“Tenemos que hacer lo posible por terminar la temporada con altas notas”, finalizó.

Quien salió un poco decepcionado por no haber podido anotarle a su ex equipo fue el delantero central Ryan Johnson, quien dijo que, en primer lugar hubiera sido bueno hacer goles por su actual equipo, Toronto, y por qué no, anotarles a sus ex compañeros.

“La verdad creo que merecíamos la victoria, sobre todo porque el gol que [Joao] Plata anotó era genuino, no sé por qué marcaron fuera de lugar”, dijo molesto, refiriéndose a la anotación que parecía legal del ecuatoriano, en un excelente pase del delantero jamaiquino, pero que el árbitro central Terry Vaughn invalidó por presunta posición adelantada del sudamericano.

Toronto entra en un receso de dos semanas, volviendo a las acciones emeleseras el 10 de septiembre cuando visite la casa de Columbus Crew.