RSL en crisis visita a las Chivas USA

El Real Salt Lake sigue en una grave crisis de resultados y su tercer partido consecutivo fuera de casa de este sábado ante Chivas USA en el Home Depot Center,  a las 10.30 pm ET, puede ser fundamental para sus aspiraciones de postemporada, y no perder el resto del brillante colchón de puntos conseguidos en su comienzo de temporada.

Con la desgarradora derrota de la pasada semana en Houston, encajando un gol en el tiempo extra y perdiendo dos ventajas, el conjunto de Utah ha cosechado cuatro pérdidas en cinco partidos, tantas como llevaba en el inicio de liga, y las mismas que en toda la temporada 2010.

Esos son datos más que evidentes que el plantel monarca no había tenido una racha tan negativa desde el 2007, justo cuando el DT Jason Kreis tomó las riendas del equipo. No es casualidad que en todo este mes, Jamison Olave haya estado fuera tras el esguince de rodilla sufrido en el Partido de las Estrellas de la MLS. 

Nadie dudaba de lo que el central colombiano significaba para el RSL, pero este mes de ausencia lo dejado muy evidente. "Es uno de los mejores defensas de la liga de los últimos dos años. Creo que la asociación de él y (Nat) Borchers han creado el mejor tándem de la liga", dijo el capitán Kyle Beckerman, quien está ilusionado con la esperada vuelta del cafetero para el partido de este sábado ante Chivas USA.

Esta ha sido la nota positiva, y la que se ha llevado todos los comentarios, de esta semana de penitencia que ha tenido el cuadro monarca tras regresar de Texas, lugar que tiene como maldición y donde nunca ha podido ganar.  "Al tenerlo de vuelta, hay un montón de pequeñas cosas de las que él (Olave) se encarga de todo, y hace que parezca más fácil. Esperemos que vaya a volver y que se mantenga saludable por el resto de la temporada", comentó Beckerman.

La recuperación de Olave, Defensor de la Liga en el 2010, junto a la vuelta del canadiense Will Johnson en media cancha le volverán a dar una consistencia defensiva que había perdido el RSL en estos últimos encuentros. Es evidente que la inestabilidad que ha tenido el once estelar por lesiones, sanciones y compromisos internacionales con sus selecciones les ha afectado en exceso, aunque nadie quiere que sea excusa.

"Creo que está contribuyendo a los malos resultados, pero eso no es una excusa válida. Nos hemos alejado de las cosas que hacemos bien, que nos ayudan a ganar  y conseguir puntos ", dijo Will Johnson. Tal es así que Kreis mandó un aviso muy claro a muchos jugadores jóvenes de la plantilla.

"Ha habido un montón de jugadores que han tenido una tonelada de oportunidades, y muchos de ellos francamente no están haciendo su trabajo. A menos que se dé la vuelta a esto aquí, y empezar a ir en una dirección positiva para los playoffs, va a haber un montón de decisiones difíciles de hacer a final de temporada", dijo Kreis justo después de la frustrante derrota ante el Dynamo, pero que después, este miércoles, ratificó tras el entrenamiento. "Creo que fue un poco el calor del momento, pero también es la verdad cruda de la situación".

Esto no es más que una muestra del ambiente que se vive en torno al representativo de Utah que ha pasado del cielo de la final de la Liga de Campeones, y un inicio extraordinario de temporada, a una crisis de resultado a la altura de sus peores años.

"Así es como es el fútbol. Ganas un partido y estás en la cima del mundo. Los aficionados piensan que eres el mejor. Se pierde un partido, y todo el mundo piensa que necesitas esto o lo otro. Eres tan bueno como en tu último partido", dijo Beckerman.

De acuerdo con el capitán del Real, todavía hay margen y trabajo por hacer, pero le preocupa que demasiado hincapié en los aspectos negativos recientes pudiera ser perjudicial. "Si dejamos que nos afecte demasiado, entonces nos  va a perjudicar en nuestro próximo partido", dijo Becks en referencia al encuentro contra Chivas USA  del sábado.

Efectivamente, el resultado de ese partido tendrá más connotaciones para el RSL de lo que muchos puedan suponerse. Entre otras razones porque una derrota supondría poner en claro peligro estar en puestos de playoffs, y además quedar en evidencia ante el ex entrenador asistente de Kreis, Robin Fraser que reduciría la diferencia a sólo dos puntos si logra la victoria ante sus ex jugadores.

Ya se sabe el dicho que “no hay peor astilla que la del propio palo”. Y nadie en Utah tampoco olvida que Javier Morales cayó gravemente lesionado ante el rebaño angelino, el hermano de extensión.