DT Winter sorprendido por la derrota de TFC ante Seattle

TORONTO. – Como increíble calificó el entrenador torontiano, Aron Winter, la derrota sufrida por su equipo este sábado contra Seattle Sounders por 1-0, luego de dominar casi todo el encuentro y con un plantel que jugó la mayor parte del segundo tiempo con un hombre más.

El gol, anotado casi al final en un tiro libre bien ejecutado por Fredy Montero, cayó como balde de agua fría al cuerpo técnico y a los aficionados, que vieron cómo jugada tras jugada de los locales alcanzaban llegar casi hasta la meta del portero Kasey Keller, pero sin el elemento principal como es la definición.

Por eso Winter insistió después del partido en su intención de traer nuevos elementos al plantel, especialmente jugadores que hagan goles, pues quedó claro en el partido de esta noche que los actuales jugadores pueden crear, pero menos definir y anidar el balón en la red rival.

“Antes del gol tuvimos un excelente performance, fuimos mejor equipo y no cedimos nada al rival. No se puede creer como fue que perdimos el partido”, comentó el entrenador holandés, para quien la ausencia de Alan Gordon fue el elemento que hizo la diferencia en la ofensiva de su equipo.

A pesar de todo, Winter dijo que hubo algo positivo en el partido, y es ver cómo los jóvenes que se unen a las alineaciones sacan entregan todo y mejoran cada día, en los entrenamientos y los partidos, justo cuando el equipo tiene casi a media docena de jugadores titulares en la lista de enfermería.

Uno de esos elementos que hoy vio nuevamente acción fue Oscar Cordón, quien dijo que en un partido la diferencia no la hace el equipo que juega mejor, sino quien marca los goles, y en esta ocasión fue Seattle el que supo aprovechar la única oportunidad que tuvo sobre el final del partido.

”Lo que cuentan son los goles, nosotros atacamos, dominamos, pero no anotamos”, dijo Cordón.

Para el delantero Nick Soolsma la derrota solo tiene un calificativo: desafortunada.

“Fuimos el mejor equipo, tuvimos los mejores chances de gol, ellos tenían un hombre menos y anotan a los 90 minutos. Muy desafortunado”, dijo escuetamente uno de los encargados de llevar peligro esta noche a la portería rival.

Esta derrota  deja al cuadro canadiense en una muy mala posición en la clasificación, pues no tuvo oportunidad de resurgir en la tabla y no aprovechó los partidos que tuvo de locales en la primera parte de la temporada, y su situación podría complicarse cuando le toque pagar los partidos de visita.