blog

Cuauhtémoc, 20 años no se cumplen todos los días

05 December 3:51 de la tarde

Cuauhtémoc, 20 años no se cumplen todos los días

By Diego Pinzón

Hace 20 años, un joven quien aun no cumplía dos décadas de edad, saltó a la cancha del estadio Nou Camp de León. Jugó menos de 30 minutos, pero a partir de ese entonces, el fútbol mexicano sería diferente.

Diferente, porque lideró una generación en la que el espectáculo se hizo primordial. Más allá de todas las controversias, telenovelas – con actuaciones de bajo nivel -, escándalos personales y roces con directivos, no cabe la menor duda que Cuauhtémoc Blanco Bravo es uno de los jugadores más emblemáticos en la historia del fútbol mexicano.

Un jugador forjado en las filas del Club América, puso su nombre en lo alto cuando en pleno Estadio Jalisco (recinto anterior de Chivas de Guadalajara) el 13 de noviembre de 1994, anotó a los 66 minutos el gol con el que su equipo ganaba el clásico; rompiendo el empate a tres goles que hasta entonces primaba en el encuentro.

Llega con la selección mexicana al Mundial de Francia ’98 y ante la República de Corea, genera admiración por lo que además se hizo famoso en los videojuegos FIFA de EASports, la Cuauhtemiña; saltando junto con el balón para dejar a los defensores en el camino. De ahí en adelante, lo haría tantas veces, que a pesar que todo el mundo lo conocía, ningún defensa lo esperaba.

Un año después ante su gente y en su estadio, el Azteca, Cuauhtémoc registraría dos asistencias, y anotaría el gol final de su selección en el 4-3, que le dio la victoria a México en la final de la Copa Confederaciones ante Brasil; primer torneo oficial de la FIFA que hasta entonces conseguía su país.

En las eliminatorias para los mundiales de 2002 y 2010, fue convocado de nuevo a la selección, en dos ocasiones que México llegaba flojo en su camino para dichos torneos. Rescató al “Tri”, y los llevó de la mano en ambas ocasiones a Japón/Corea y a Sudáfrica, donde anotaría su último gol en un Mundial ante Francia, y convirtiéndose en el único mexicano que lo ha conseguido en tres mundiales distintos.

Figura e ídolo en México con el América (campeón de Primera División en 2005) y hoy con los Dorados de Sinaloa (campeón Copa MX 2012), Blanco ha sido uno de los jugadores emblemáticos del Chicago Fire, donde fue el jugador más valioso del Partido de las Estrellas en 2008, y además anotó el mejor gol de la temporada 2007… Disfruten:

¡Feliz aniversario, Cuauhtémoc!